Nuk ha partido envuelto en la mayor de las ternuras


 Dirán que el dolor no existe,
mientras un rumor de vendas
muestra el mapa de todas nuestras heridas

(Extracto del poema “Dirán” de Marta Navarro)

A veces nada es suficiente, por muchas horas que les dediques, por muchos desvelos, por muchos cuidados y mimos el destino se torna cruel con ellos y te los arrebata de las manos en minutos.

Eso ha pasado esta madrugada con Nuk, cuando Amparo, su mami de acogida se levantó a darle su toma de las 6, el peque estaba muy apagado, su corazón había empezado a latir muy despacito. En un último aliento de vida llegó a abrir uno de sus ojitos para mirarla y transmitirle con esa mirada que había llegado su hora, que le agradecía todas esas caricias y ese amor con que le había tratado.

Dejando Huella Noticias Gatos que nos dejaron...  Nuk ha partido envuelto en la mayor de las ternuras

Su mami no pudo hacer otra cosa que abrazarlo, en su pecho, junto a su corazón, para que el pequeño Nuk se fuese mecido por los latidos de quién tanto lo había amado en su corta vida.

Nuk ha partido envuelto en la mayor de las ternuras. Nuk, allí donde vayan los inocentes, te marchas con tu mochilita repleta de amor.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.