Ehrlichia y Anaplasma canino


Artículos e Información Salud y Bienestar  Ehrlichia y Anaplasma canino

ESTE TEXTO ES A TÍTULO MERAMENTE INFORMATIVO. ANTE LA MENOR DUDA DE QUE TU ANIMAL PUEDA ESTAR INFECTADO, ACUDE A TU CLÍNICA VETERINARIA DE REFERENCIA

Ehrlichia y Anaplasma canino

La ehrlichia canina es una enfermedad producida por una bacteria intracelular y se transmite principalmente por la picadura de garrapatas.

También se produce la infección a través de transfusiones sanguíneas en las que el animal donador tenga la enfermedad.

El período de incubación es aproximadamente de 8 a 21 días.

Existen dos tipos de erliquia: erliquia canis, que afecta a los glóbulos blancos y da lugar a la erliquiosis, y erliquia platys (anaplasma), que afecta a las plaquetas y da lugar a la anaplasmosis.

La prevención de la erliquiosis y la anaplasmosis se realiza mediante el control estricto de las infestaciones por garrapatas, ya que una sola garrapata infectada puede desarrollar la enfermedad; su veterinario le recomendará, según el tipo de vida de su perro, el producto más adecuado. No existen vacunas contra la enfermedad.

La ehrlichia presenta una fase inicial, o aguda, que puede durar entre 4 y 6 semanas, con adelgazamiento, anorexia parcial, fiebre intermitente, decaimiento, secreción ocular y/o nasal, algún síntoma respiratorio, aumento variable de los ganglios linfáticos, presencia de algunas petequias, dolor y epistaxis (hemorragia con origen en las fosas nasales) ocasional…

Algunos perros no manifiestan casi síntomas clínicos; el proceso puede durar meses o incluso años, hasta el momento en que el estrés, otra enfermedad o algún tipo de medicación que disminuya la inmunidad permitan que se manifieste de forma súbita, y generalmente grave. Puede haber también una forma más leve, que no presente fase aguda.

Los perros con anaplasmosis sufren fiebre, vómitos y diarrea, dolor o inflamación en las articulaciones, inapetentes y aletargados, infección y/o daños en el hígado o los riñones. Una vez que la enfermedad ha sido identificada y tratada, estos problemas tienden a resolverse por sí solos.

En los casos más extremos los perros con anaplasmosis pueden sufrir de problemas neurológicos como dolor de cuello, convulsiones, pérdida de equilibrio y temblores.

El diagnóstico se realiza por los síntomas clínicos y la realización de análisis de sangre.
Si se diagnostica la erliquiosis en su etapa inicial, puede tratarse con antibióticos y conseguir controlarla. Sin embargo, en la mayoría de los casos la bacteria persiste de por vida en el animal y puede volverse a manifestar cuando esté descompensado a causa de alguna otra enfermedad.

Cuanto antes se detecte y más rápidamente se aplique el tratamiento, más rápida será la curación y menos complicaciones.Si se evitan las picaduras de garrapatas, se previene ésta y otras enfermedades transmitidas por estos parásitos.

El collar antipulgas y antigarrapatas ayuda a evitar las picaduras de garrapatas. Posee partículas insecticidas que se esparcen por el cuerpo de tu perro o gato, eliminando pulgas y garrapatas en 24 horas. Además te ofrece un efecto residual que lo mantiene libre de garrapatas, pulgas y sus huevos por 4 meses. Es de baja toxicidad, no produce alergias ni molestias a animales o personas y no pierde eficacia cuando se moja,no obstante es recomendable retirarlo durante el baño. Es adaptable a cualquier raza o tamaño pues es completamente ajustable, simplemente lo colocas en el perro, ajustas y cortas el excedente. Siguiendo estos consejos y observando a tu perro podrás garantizarle una vida larga y feliz.

Deja un comentario